SALUDO DESDE ROMA Y CONFIRMACIÓN DE LA FIESTA DE SAN NICOLAS

Circular Nº19/2015

 

image

 

Mis queridos hermanos,
Les escribo desde Roma para saludarlos. Este miércoles he tenido un hermoso y emotivo encuentro con el Papa Francisco. Con su abrazo paterno, estrechó a cada riojano y riojana, de los Llanos y la Costa, del Oeste y del Norte, de los barrios de nuestra ciudad capital, de cada ciudad, pueblo y paraje.
En los próximos días estaré presentando en la Congregación para las Causas de los Santos, las actas del proceso diocesano de investigación por martirio de Carlos de Dios Murias, Gabriel Longueville y Wenceslao Pedernera. Vengo de participar de la celebración de la beatificación de Mons. Romero, el arzobispo mártir del Salvador, un acontecimiento eclesial que nos conmueve por su significación para nuestras comunidades y para la entera humanidad. Celebramos la vida que nos viene de Dios y que nuestros mártires han entregado generosamente. Por eso, como diócesis seguimos en la brecha: anunciar a Jesucristo y su Reino de amor, de verdad y de justicia.
Aprovecho esta oportunidad para referirme nuevamente a las celebraciones en honor a nuestro Santo Patrono Nada ha cambiado respecto a nuestra decisión inicial de mantener la Procesión conforme a la fecha establecida por la autoridad eclesiástica desde hace muchísimos años. Solamente he pedido a todos los párrocos del interior, que ante la inevitable dificultad de la gente que no va a poder trasladarse por razón de responsabilidades electorales (presidentes de mesa, fiscales, etc.), celebren allí en su comunidad a San Nicolás para que nadie se quede ese día sin la fiesta. Cada párroco procurará que la comunidad a su cargo se constituya en un verdadero santuario de san Nicolás.
Para todos los que puedan venir, estaremos caminando, rezando y cantando junto a nuestro Santo Moreno ese día 5 de julio. Voten y vengan! A las 6 de la tarde, desde la puerta del Santuario, caminaremos junto a San Nicolás como siempre, sin cambios. Las autoridades públicas respaldaron el respeto de la tradición y aseguraron su continuidad.
Nos vemos el 5 de julio. San Nicolás nos espera. Allí estaremos juntos con la vitalidad y pureza de una fe que busca transformar la historia de nuestra provincia. Queremos que sea la verdadera casa de cada riojano y riojana, sin privilegios, con justicia y dignidad. Por eso rezamos. El Señor guía la historia. Y sólo en Él confiamos.
Los abrazo fuerte y bendigo en Jesús, nuestro Niño Alcalde y Buen Pastor.

Roma, 28 de mayo de 2015

+ Marcelo Daniel Colombo, Padre Obispo de La Rioja

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.